Bailó cuarteto en Paraguay

0
1076

Independiente jugó un gran partido en Paraguay y goleó 4-1 a Nacional, en el partido de ida correspondiente a los cuartos de final de la Copa Sudamericana. Los tantos fueron de Maximiliano Meza, Lucas Albertengo y Leandro Fernández, en dos ocasiones.

En la tarde-noche de Asunción, el Rojo se adueñó del trámite del encuentro desde un primer momento y no sufrió mayores sobresaltos pese a la salida de Fernando Amorebieta, quien recibió un descalificador codazo de Luis Caballero que el árbitro vio pero no lo sancionó.

Nicolás Domingo lo reemplazó y fue él quien recuperó una pelota en mitad de cancha a los 28 minutos del primer tiempo, Ezequiel Barco manejó la contra y Meza puso el 1-0. Pero a los 33′, Caballero empató de cabeza en una jugada aislada que el Rojo no supo resolver. Resultado injusto por el trámite del encuentro y porque quien igualó el marcador debió haber sido expulsado por el brutal golpe al venezolano.

El complemento fue casi todo del Rey de Copas. A los 4′ Fernández, de cabeza, puso el 2-1 y luego de un penal que Santiago Rojas le detuvo, pudo empujar la pelota para aumentar la diferencia. Con Nacional totalmente desconcertado llegó el cuarto: robó Meza y luego de una jugada de papi fútbol, que incluyó haber dejado en el suelo al arquero rival, Albertengo puso cifras definitivas.

El local solamente tuvo dos aproximacioens en la segunda mitad que no llevaron riesgo al arco rojo. El equipo de Ariel Holan jugó uno de sus mejores partidos en el año y se pudo ver, después de mucho tiempo, un gran nivel en todos sus jugadores.

De esta manera, Independiente dio un paso muy importante para conseguir el pasaporte a la semifinal de la Copa Sudamericana. El Rey de Copas sacó a relucir su chapa y jugó un partido casi perfecto. Los cambios rindieron, las ausencias no se notaron y el equipo pudo, por fin, cristalizar en el arco rival las situaciones generadas. Ahora, a sentenciar la serie en el Libertadores de América.

DEJA UNA RESPUESTA